11 Comportamientos típicos de un empático auténtico

La empatía es un don muy poderoso, que permite obervar los sentimientos de otras personas y reconocer su naturaleza y motivos más íntimos. La gente puede pensar que los empáticos son débiles y demasiado emocionales, pero esto está lejos de la verdad.




Es un hecho que muchos empáticos luchan por utilizar todo el potencial de su don y a menudo se ven envueltos en las emociones de los demás, pero esta fase es de aprendizaje y superación de los desafíos del don.

En cualquier caso, los empáticos tienen un comportamiento peculiar que los hace tan extraordinarios como las personas. ¿Eres un auténtico empático? Aquí hay 11 comportamientos típicos de una auténtica empatía.

1. ERES MUY SENSIBLE

Cuando ves dolor y sufrimiento, no puedes evitar sentirlo tú también. Independientemente de si esto está sucediendo frente a ti o en la televisión, la intensidad de la emoción es la que te hace querer huir. Eres capaz de sentir el dolor de otras personas, y es una completa pesadilla para ti aceptar que otro ser viviente está en tal estado.

2. LA GENTE A TU ALREDEDOR PUEDEN DEJARTE SIN ENERGÍA CON DEMASIADA FACILIDAD

Especialmente aquellos con intensas luchas internas y los hipócritas: cuanto más baja es la vibración que sale de estas personas, peor te sientes al estar cerca de ellas. La gente pueden dejarte sin energía y a menudo eliges pasar tiempo a solas para recargarte. Y los grupos grandes definitivamente son la peor situación debido a esto.

3. TE SIENTES ATRAÍDO POR LA NATURALEZA

Te sientes atraído mágicamente hacia la energía pura y relajante del entorno natural. Para ti, la sensación más tranquilizadora es que cuando estás en la naturaleza. Tu sentido de conexión con las plantas y los animales es algo que las palabras no pueden describir. Y cuando se trata de animales, te sientes como si confiaran en ti en el momento en que te ven.




4. VES MENTIROSOS A UNA KILÓMETRO DE DISTANCIA

Mentir desencadena un conjunto de emociones que te resultan demasiado familiares. Y es por eso que puedes captar fácilmente a una persona cuando está mintiendo. Ninguna manipulación puede engañarte para que pienses que alguien está diciendo la verdad cuando puedes sentir las emociones que acompañan a las palabras que están diciendo.

5. ABSORBES LA ENERGÍA DE LOS DEMÁS

Es una experiencia increíblemente poderosa, pero también muy agotadora, contra la que no se puede luchar. La energía que emite la gente a tu alrededor puede a menudo envolverte y hacerte sentir extático y refrescado, o completamente destruido y negativo. Tu sensibilidad a la energía de otras personas es algo en lo que necesita trabajar – crear una especie de escudo.

6. ANHELAS TIEMPO A SOLAS

Debido a la influencia que la gente puede tener en ti, y porque a menudo te sientes demasiado agotado para funcionar a causa de ello, a menudo ansías estar a solas. Estos momentos de soledad te proporcionan la calma y la paz necesarias, donde recargas las pilas y te recuperas del estrés que has sufrido a lo largo del día.

7. ERES UN IMÁN PARA LOS QUE TIENEN PROBLEMAS

Los empáticos son sanadores, así que no debería sorprenderte que los que tienen problemas acudan a ti como si hubieras puesto un anuncio para ellos. En un nivel básico, pueden sentir tu energía sanadora y tus buenas intenciones, que es lo que realmente necesitan. Ten cuidado de no tomar las vibraciones bajas por las que han sido afectados, y tienes que estar listo para proporcionarles el abundante amor y apoyo que dispones.

8. ERES UN SANADOR EMOCIONAL

Las emociones son hermosas, pero también pueden ser venenosas. Y cuando se vuelven venenosos para aquellos que los rodean, el empático conoce la manera de transmutar esa mala energía en una vibración positiva que puede sanar y recuperarse. Pero ten cuidado. Hay algunos que no quieren ayuda – y sólo te drenarán de la positividad que estás dispuesto a dar sin cambiar en ningún aspecto.




9. TIENES UNA INTUICIÓN INCREÍBLE

Hay una gran precisión en tu intuición: una que es difícil de imaginar para la mayoría de la gente. No es sólo una corazonada: tu intuición es tu guía en las cosas que haces y en las decisiones que tomas. Te ayuda a descubrir cosas más allá de la superficie y a profundizar en la esencia de las cosas.

10. TU ENTORNO DE VIDA TE AFECTA ENORMEMENTE

El medio ambiente nos afecta a todos, realmente, pero a diferencia de muchas personas, eres capaz de sentir su influencia. Los lugares sucios y desordenados desencadenan un conjunto peculiar de emociones en ti, no puedes evitar sentirte afectado por ciertos objetos que irradian negatividad, y disfrutas absolutamente de los lugares con un flujo natural de energía.

11. A MENUDO PASAS POR ALTO TUS PROPIOS PROBLEMAS

Como sanador y altruista, estás tan comprometido en ayudar a otros, que a menudo tiendes a pasar por alto tus propios problemas. Tu energía a veces puede estar tan esparcida en todas las direcciones que olvidas dejar algo para ti, y esto lleva a un caos total en tu cabeza. Sin embargo, recuerda: No se puede verter de una taza vacía. Concéntrate en ti mismo si quieres ser capaz de ayudar a otros.

Imagen de portada: ©sollenafotografie.


¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.

Temas:

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!