11 cosas que tu alma quiere que aprendas

11 cosas que tu alma quiere que aprendas

«Empieza a verte como un alma con cuerpo, en vez de como un cuerpo con alma.«

Wayne Dyer




Mientras todos disfrutamos de nuestra experiencia humana única, nos encontramos quemando la vela de la vida demasiado rápido mientras tratamos de existir en la sociedad y mantenernos al día. Tanto es así, que a menudo olvidamos las lecciones más importantes que vinimos a aprender aquí: las lecciones que nuestro espíritu interior está tratando de enseñarnos durante nuestra relativamente corta estancia aquí en este hermoso planeta.

11 COSAS QUE TU ALMA QUIERE QUE APRENDAS:

1. APRENDE A SER COMPASIVO

Amar y comprender a las personas y sus viajes individuales sin juzgarlas, es el regalo más grande que puedes dar a alguien y a ti mismo.

Aceptar a las personas por lo que son y ofrecerles ayuda cuando la necesitan, animarlas y, lo más importante, mostrarles respeto y amor tienen efectos que van mucho más allá de ti y de ellos.

Es fácil empezar simplemente eligiendo sonreír a todos los que se cruzan en tu camino.

«Si en nuestra vida diaria podemos sonreír, si podemos ser pacíficos y felices, no sólo nosotros, sino todos nos beneficiaremos de ello. Esta es la clase de acción más básica por la paz.»
Thich Nhat Hanh




2. APRENDE A SER INQUISITIVO

Ser inquisitivo es más que hacer preguntas, es tener una curiosidad genuina sobre el mundo que te rodea. Las personas más felices y exitosas son las que tienen curiosidad activa.

Cuando eres inquisitivo, reconoces que siempre hay más que aprender, y quieres estar en un estado constante de exploración de temas que te ayudarán a crecer.

3. APRENDE A SER OPTIMISTA

La forma en que ves las cosas ha estado vinculada a tu éxito. La razón principal para esto es que cuando tienes una perspectiva positiva, eres más resistente. La característica más importante de ser humano es estar vivo, y el optimismo puede jugar un papel importante en muchos aspectos de la vida, incluyendo la recuperación de una enfermedad.

Múltiples estudios han investigado el papel del optimismo en las personas que se someten a tratamiento para enfermedades potencialmente mortales. Los estudios muestran que las personas optimistas experimentan menos estrés y tienen un gran «espíritu de lucha».

Si esto es cierto para las personas que se enfrentan a una posible muerte, sólo piensa en cómo puede afectar a los desafíos cotidianos.




4. APRENDE A ESTAR ATENTO

La atención plena es simplemente el foco de tu atención en el momento presente, pero es cualquier cosa menos simple. Con horarios caóticos, tareas múltiples, un teléfono recibiendo constantes notificaciones y una sociedad sobrecargada de trabajo, a menudo es difícil permanecer en el presente y no perderse en el caos que nos rodea.

La atención plena tiene sus raíces en el budismo, pero la mayoría de las religiones y prácticas de espiritualidad incluyen cierta atención hacia el amor, la bondad y el aprecio por una perspectiva de la vida que es más grande que uno mismo.

5. ABRAZAR LA CONFIANZA

La confianza es saber quién eres, adónde vas y el valor que aportas mientras haces algo para lograr tus objetivos. Mucha gente confunde la confianza con una arrogancia que proviene de una baja autoestima y de un lugar donde no entendemos sus verdaderos talentos.

La confianza es un ingrediente importante para crear una vida que te guste y para moldear las interacciones con las personas que te rodean. No escondas las cosas en las que eres bueno y no tengas miedo de hablar de tus metas, hacerlo te sirve a ti y a los que te rodean.

6. APRENDE A AMAR LA VIDA

Si la confianza trata de ti, el entusiasmo trata de la vida. El entusiasmo es contagioso, y la gente se conecta contigo en base a tu entusiasmo por tu trabajo y tu vida.

Hay pocas cosas más agradables que hablar con alguien que es entusiasta y apasionado por algo.

«Es la fe en algo y el entusiasmo por algo lo que hace que valga la pena vivir.»
Oliver Wendell Holmes

7. APRENDER A TENER UN PROPÓSITO

Se habla mucho de encontrar tu propósito y pasión, pero la realidad es que ser humano puede ser todo el propósito que necesitas. Cuando haces que tus acciones tengan un propósito y haces cosas que te hacen sentir bien, estás viviendo tu verdad. Y no hay nada más humano que eso.

8. ALCANZA TU POTENCIAL ENERGÉTICO

¿De qué sirve tener metas, hacer preguntas y tomar acciones con determinación y confianza sin la energía para actuar? Para aprovechar tu potencial energético natural, debes cuidarte a ti mismo. Un cuerpo, una mente y un corazón sanos son necesarios para mantenerte operando en tu potencial.

9. APRENDE A SUPERAR EL MIEDO

Todo el mundo experimenta miedo. Es una emoción común y necesaria. El problema no está en tener miedos; el problema es cuando vives con miedo y permites que el miedo te impida alcanzar tu potencial.

«Si no conoces la naturaleza del miedo, no puedes ser valiente.»
Pema Chödrön

10. APRENDE A SER VOLUNTARIOSO

La fuerza de voluntad es nuestra capacidad de elegir lo que nos conviene a largo plazo y no ceder a las tentaciones inmediatas. En resumen, la fuerza de voluntad es lo que nos mantiene en el camino hacia una vida más feliz. La fuerza de voluntad es como un músculo, se fortalece con el uso, pero puede cansarse o lesionarse con el uso excesivo.

Evitar el uso excesivo de nuestro «músculo» de fuerza de voluntad es la razón por la que se habla tanto de pequeños cambios, pequeñas acciones y pequeñas dosis de información. Queremos lo justo para seguir avanzando, pero no demasiado, porque sino podríamos renunciar.

11. APRENDE A ESTAR AGRADECIDO

La gratitud está en el centro del ser humano. Cuando las cosas se ponen difíciles, puede ser difícil permanecer en un espacio agradecido. Todos tenemos esos momentos. Es la gratitud lo que nos ayuda en este tiempo y nos hace aún más resistentes para el siguiente desafío.

Incluso cuando sea difícil, busca algo, cualquier cosa realmente, por la que puedas expresar gratitud y observa cómo tu percepción comienza a cambiar. Ser agradecidos y expresar nuestra gratitud es lo que nos hace ser un mejor ser humano.

Ser humano se reduce a exhibir características positivas. Parece muy simple cuando lo escribes o lees, pero la realidad es que la vida es dura. Es nuestra capacidad para volver a estas normas en tiempos de crisis lo que saca lo mejor de nosotros.

Fotografía: Toa Heftiba

¿Te ha gustado?






Comparte en Whatsapp

Comparte en Pinterest

Comparte en Facebook

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!