10 Maneras de usar la Inteligencia Emocional por los manipuladores para hacer el mal (y cómo defenderse)

10 Maneras de usar la Inteligencia Emocional por los manipuladores para hacer el mal (y cómo defenderse)

La inteligencia emocional no es nada nuevo.




Claro, el término fue acuñado en la década de 1960 y popularizado por los psicólogos en las últimas décadas. Pero el concepto de inteligencia emocional, que defino como la capacidad de una persona para reconocer y entender las emociones y utilizar esa información para guiar la toma de decisiones, existe desde hace tanto tiempo como nosotros.

Esta habilidad a la que nos referimos como inteligencia emocional (también conocida como IE) es como cualquier otra habilidad: Puedes cultivarla, trabajar para mejorarla y agudizarla.

Y es importante saber que, al igual que otras habilidades, la inteligencia emocional puede utilizarse tanto de manera ética como no ética.

El lado oscuro de la inteligencia emocional

El psicólogo organizacional y autor de best-sellers Adam Grant identificó a la IE en su ensayo para The Atlantic: “The Dark Side of Emotional Intelligence” (El lado oscuro de la inteligencia emocional):

Reconociendo el poder de las emociones… uno de los líderes más influyentes del siglo XX pasó años estudiando los efectos emocionales de su lenguaje corporal. Practicar los gestos de sus manos y analizar las imágenes de sus movimientos le permitió convertirse en “un orador público absolutamente fascinante“, dice el historiador Roger Moorhouse. “Fue algo en lo que trabajó muy duro.”




Su nombre era Adolf Hitler.

Lo último que alguien quiere es ser manipulado, ya sea por políticos, colegas o incluso por aquellos que dicen ser nuestros amigos.

A continuación, he enumerado 10 maneras en que la inteligencia emocional puede ser usada en tu contra. Por supuesto, estas acciones y características no siempre identifican una falta de ética; una persona puede practicarlas sin querer. No obstante, el aumento de la conciencia de estos comportamientos te equipará para lidiar con ellos estratégicamente, y agudizará tu propia Inteligencia Emocional en el proceso.

1. Juegan con el miedo.

Un manipulador exagera los hechos y pone demasiado énfasis en puntos específicos en un esfuerzo por asustarte para que actúes.

Estrategia: Ten cuidado con las discusiones que implican que careces de valor o intentan inculcar el miedo de perderte algo. Asegúrate de tener la imagen completa de una situación antes de tomar acción.

2. Engañan.

Todos nosotros valoramos la transparencia y la honestidad, pero los manipuladores ocultan la verdad o tratan de mostrarte sólo un lado de la historia. Por ejemplo, considera al gerente o empleado que deliberadamente difunde rumores y chismes no confirmados para obtener una ventaja estratégica.




Estrategia: No creas todo lo que escuchas. Más bien, basa tus decisiones en fuentes acreditadas y haz preguntas cuando los detalles no estén claros.

3. Se aprovechan cuando estás contento.

A menudo, estamos tentados a decir que sí a cualquier cosa cuando estamos de buen humor, o a aprovechar oportunidades que se ven muy bien en ese momento (pero que realmente no hemos pensado bien). Los manipuladores saben cómo aprovechar esos estados de ánimo.

Estrategia: Trabaja para aumentar la conciencia de tus emociones positivas tanto como de tus emociones negativas. Cuando se trata de tomar decisiones, esfuérzate por lograr el equilibrio.

4. Se aprovechan de la reciprocidad.

Los manipuladores saben que es más difícil decir que no si hacen algo por ti, así que pueden intentar halagarte, hacerte la pelota, o decir que sí a pequeños favores… y luego pedirte favores grandes.

Estrategia: Seguro que dar trae más alegría que recibir.

Pero también es importante conocer tus limitaciones. No tengas miedo de decir que no cuando sea apropiado.

5. Buscan la ventaja jugando en casa.

Un individuo manipulador puede insistir en que te reúnas e interactúes en un espacio físico donde pueda ejercer más dominio y control“, dice Preston Ni, autor de How to Successfully Handle Manipulative People.

Estas personas pueden presionar para negociar en un espacio donde sientan propiedad y familiaridad, como su oficina, casa o cualquier otro lugar donde tú te sientas menos cómodo.

Estrategia: Si necesitas negociar, ofrécete a hacerlo en un espacio neutral.

6. Hacen muchas preguntas.

Es fácil hablar de nosotros mismos. Los manipuladores saben esto, y se aprovechan de ello haciendo preguntas de sondeo con una agenda oculta, descubriendo debilidades ocultas o información que pueden utilizar en su beneficio.

Estrategia: Por supuesto, no debes asumir motivos equivocados en todos los que quieren conocerte mejor. Pero ten cuidado con aquellos que sólo hacen preguntas, mientras se niegan a revelar la misma información sobre sí mismos.

7. Hablan rápido.

A veces, los manipuladores hablarán a un ritmo más rápido o utilizarán vocabulario y jerga especiales en un intento de obtener ventaja.

Estrategia: No tengas miedo de pedirle a la gente que repita su punto de vista, o de hacer preguntas para aclarar las cosas. También puede repetir tu punto de vista con sus palabras, o pedirles que digan un ejemplo, permitiéndole recuperar el control de la conversación.

8. Muestran una emoción negativa.

Algunas personas levantan la voz a propósito o usan un lenguaje corporal fuerte para mostrar que están molestos, en un esfuerzo por manipular sus emociones. (Los entrenadores de baloncesto son maestros en esto.)

Estrategia: Practica la pausa. Si alguien demuestra una fuerte emoción, tómate un momento antes de reaccionar. En algunos casos, puedes incluso alejarte durante unos minutos.

9. Te dan un tiempo extremadamente limitado para actuar.

Un individuo puede tratar de forzarte a tomar una decisión dentro de una cantidad de tiempo muy irrazonable. Al hacerlo, él o ella quiere coaccionarle para que tomes una decisión antes de que tengas tiempo de sopesar las consecuencias.

Estrategia: No te sometas a demandas irrazonables. Si tu pareja se niega a darte más tiempo, es mejor que busques lo que necesitas en otro lugar.

10. Te dan el tratamiento del silencio.

Al no responder deliberadamente a tus llamadas, mensajes de texto, correos electrónicos u otras preguntas razonables, el manipulador presume de poder haciéndote esperar, y tiene la intención de poner en tu mente la duda y la incertidumbre“, dice Ni. “El tratamiento silencioso es un juego de cabeza, donde el silencio se usa como una forma de apalancamiento.

Estrategia:
Después de que hayas intentado comunicarte en un grado razonable, dale a tu pareja una fecha límite. En situaciones en las que no hay alternativas disponibles, puede ser necesaria una discusión franca sobre su estilo de comunicación.

Puesta en práctica

Siempre habrá quienes trabajen para aumentar su conciencia emocional, tanto en sí mismos como en los demás. A veces, usan ese poder como influencia manipuladora.

Y es exactamente por eso que tú debes mejorar tu propia inteligencia emocional – para protegerte a ti mismo cuando lo hacen.

Artículo original de Justin Bariso.

Fotografía: Drew Hays
Fuente: INC

¿Te ha gustado?




Comparte en Whatsapp

Comparte en Pinterest

Comparte en Facebook

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!