Los introvertidos pueden ser silenciosos, pero no son felpudos

Los introvertidos pueden ser silenciosos, pero no son felpudos

Muchos confunden el silencio de los introvertidos con timidez. Sin embargo, los introvertidos son callados no porque sean tímidos, sino porque tienen muchos pensamientos que se les pasan por la cabeza. Y su naturaleza contemplativa es en realidad su fuerza.




Si hay algo que es cierto para todos los introvertidos es que hablan menos cuando se expresan que los extrovertidos. Y su silencio en la mayoría de las veces puede ser interpretado falsamente como si fueran tímidos, ingenuos o no lo suficientemente inteligentes como para contribuir a la conversación.

Los introvertidos a menudo pueden quedar tan atrapados en sus pensamientos que no se dan cuenta de la cantidad de palabras que están diciendo. Todo está perfectamente claro en sus cabezas, aunque no son conscientes de que muchas veces no vocalizan sus pensamientos.

Entonces, ¿por qué los introvertidos están callados la mayor parte del tiempo?

LOS INTROVERTIDOS PUEDEN CALLARSE PORQUE MUCHAS COSAS ESTÁN EN SU MENTE.

Debido a su naturaleza tranquila, los introvertidos son considerados a menudo como personas mansas, ingenuas y de buenos modales. Sin embargo, esto no es cierto. La verdad es que los introvertidos tienen tantos pensamientos en su cabeza que les resulta imposible vocalizarlos todos.

Por lo tanto, prefieren simplemente asentir con la cabeza y sonreír amablemente en lugar de comprometerse en una explicación larga y que consume energía. Y por lo tanto, cuando los introvertidos dicen algo sarcástico que contrarresta con la imagen falsamente asumida de su naturaleza suave y dócil, otras personas quedan asombradas y sorprendidas.




Los introvertidos odian que los llamen dulces y frágiles.

Otros asumen que, debido a su naturaleza tranquila, no son capaces de defenderse cuando alguien se burla de ellos.

Pero créeme, los introvertidos no se quedan tranquilos y se defienden cuando alguien los ofende. Aunque no les gusten los conflictos y las discusiones, hablarán a cualquiera que dañe sus creencias y valores fundamentales.

Pueden valerse por sí mismos y tener un lado guerrero que sólo muestran en ciertas situaciones.

Es como si los introvertidos tuvieran dos personajes en su interior: una es amable y tranquila, y la otra es enérgica y sarcástica, pero realista. Los introvertidos muestran su verdadero lado sólo a aquellos con los que se sienten cómodos.




No tienen el tiempo ni la paciencia para quedarse de brazos cruzados cuando alguien es manipulador o quiere aprovecharse de su naturaleza «tranquila». Pueden ser introvertidos, ¡pero no son felpudos!

LA CONTEMPLACIÓN DE LA NATURALEZA DE LOS INTROVERTIDOS ES EN REALIDAD SU FUERZA.

No importa cuál sea tu tipo de personalidad, ser contemplativo es uno de los rasgos más grandes que puedes poseer.

Todas las personas contemplativas son fuertes porque sólo las personas fuertes pueden conocerse perfectamente a sí mismas y a sus mentes y tienen un sentido muy cultivado de sí mismas. Esas personas nunca pueden ser mansas y frágiles como pueden parecer a primera vista.

Además, los introvertidos son tan divertidos e inteligentes como los extrovertidos. No confundas su silencio con la incapacidad de dominar la conversación.

Por último, si todavía crees que los introvertidos son mansos y dulces, ¡te esperan muchas sorpresas!

Fotografía: Sasha Freemind

¿Te ha gustado?




Comparte en Whatsapp

Comparte en Pinterest

Comparte en Facebook

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!