Lo que los hombres quieren: 7 rasgos que los hombres buscan en las mujeres de sus sueños

Lo que los hombres quieren: 7 rasgos que los hombres buscan en las mujeres de sus sueños

Durante años, hemos hablado de encontrar a la mujer adecuada, alguien con quien podamos superar las olas de la vida y que esté a nuestro lado para bien o para mal.




Como hombre, comprometerse con «la ideal» es una de las decisiones más importantes que tomamos en la vida; algunos incluso pueden argumentar que es la más importante.

La mujer con la que decidimos compartir nuestro mundo es la que va a ser madre de nuestros hijos, nos va a ayudar a planear la vida, nos va a levantar cuando estemos deprimidos y nos va a hacer mejores hombres de lo que somos ahora mismo.

Pero, ¿cómo es la mujer adecuada a nuestros ojos?

Durante años, las mujeres han estado compartiendo lo que quieren en los hombres, pero existe el estereotipo generalizado de que todo lo que queremos es la llamada «esposa trofeo». No estoy de acuerdo con esa idea.

Verás, hay tantas cosas que deben tenerse en cuenta a la hora de decidir con quién compartir la vida, características que, en cierto sentido, resisten la prueba del tiempo.




Entonces, ¿qué es lo que queremos los hombres en una mujer? Vamos a ver…

1. Carácter

Ser verdaderamente bella no tiene nada que ver con lo que pareces, sino con todo lo que eres.

He conocido a muchas mujeres hermosas en mi vida cuyas personalidades eran tan atractivas como el hormigón de una estación de metro de la ciudad de Nueva York.

Lo siento, pero es verdad.

Queremos personas que pongan tanto tiempo y energía en asegurar que se vean bien como lo hacen en ser auténticas y reales.




Nos interesa lo que realmente eres. No dudes tanto en ser así con nosotros.

Te vemos reír incontrolablemente con tus amigos, así que ríete con nosotros. Nos encantan las mujeres que tienen sentido del humor y no se toman la vida tan en serio.

Sé tú misma. Pide una hamburguesa con queso para la comida. Ponte ketchup por toda la cara.

Ponte sudaderas y una camiseta cuando salgamos. Sáltate el maquillaje y no te peines. Todo está bien; en realidad nos gusta eso.

¿Recuerdas esa canción de Drake cuando dice: «Pantalones con sudadera, relajándote sin maquillaje, es cuando estás más guapa…»?

Bueno, tiene razón.

Nos encanta cuando te vistes bien y te sientes hermosa, pero sabemos que no necesitas cambiar tu verdadero yo para ganar nuestra aprobación.

Si alguna vez llega un momento en que sientes la necesidad de hacer eso, bueno, estás con el hombre equivocado.

2. Respeto

La forma en que te presentas dice mucho acerca de quién eres.

Llevar ropa que acentúe tu cuerpo no es nada nuevo, ni creo que sea irrespetuoso. Pero, no es ahí a quiero ir con esto.

En la sociedad actual, hay algo llamado Redes Sociales, y es básicamente tu currículum para hombres. A dónde vas, con quién vas, lo que dices y cómo lo dices te refleja como persona.

Y, en realidad, los hombres no quieren a alguien que esté en todas partes, haciendo todo, con todos.

Los chicos que quieren a la chica popular sí, pero los hombres de verdad no juegan a esos juegos.

No puedes respetar a un hombre si no te respetas a ti misma.

Preferimos a la mujer que está sentada en casa, leyendo un libro en lugar de emborrachándose con sus amigos los fines de semana; preferimos a la mujer cuya vida se mantiene más discreta, ya que la hace más intrigante.

Cuanto menos sabemos sobre la vida de alguien, más interesante se vuelve esa persona. Nos obliga a comprometernos, a investigar, a buscar.

Nuestras conversaciones contigo ganan en profundidad, y esto te vuelve atractiva.

Si sabemos dónde has estado y todo lo que has hecho, ¿dónde te deja eso?

3. Afecto

Los hombres son seres humanos muy físicos. Todo para nosotros aumenta con el tacto. Por naturaleza, nos atrae.

No hace falta decir que una mujer que es muy libre con sus muestras de afecto nos seducirá. Es muy cálido y acogedor para un hombre.

Al igual que tú, queremos que una mujer extienda la mano; queremos que vengas y nos beses cuando te apetezca; queremos que nos abraces y nos preguntes cómo fue nuestro día. Evoca este sentimiento de ser querido.

Simplemente fortalece esa conexión que tenemos con vosotras y abre líneas de comunicación, pero lo más importante es que nos hace sentir cómodos.

4. Inteligencia

Las conversaciones estimulantes hacen que un hombre se vuelva loco.

Las mujeres inteligentes son las que saben tanto sobre el mundo que las rodea, pero aún más, tienen un gran interés en hacer de él un lugar mejor.

Piensan críticamente y atraen nuestros sentidos. Además, tienen este impulso para tener éxito, que en sí mismo, puede ser el mayor atractivo que hay.

Hay más en la vida que el último bolso, unos zapatos de un diseñador famoso o el siguiente episodio de tu reality show favorito.

También somos culpables de ello, ya que los domingos te bombardeamos con fútbol o incluso te obligamos a ver «SportsCenter» todas las noches.

Las decisiones a las que nos enfrentamos en la vida a menudo nos pueden presentar incertidumbre y tener a alguien perspicaz a nuestro lado puede ayudarnos a tomar las decisiones correctas.

Esto no requiere un título de Harvard, o cualquier otro título para el caso, sólo intelecto, razonamiento y comprensión.

5. Confianza

La vida es difícil.

Cada día es una lucha por salir adelante y tener a una mujer segura a tu lado es la clave para perseguir tus sueños.

Una mujer que se ama a sí misma, independientemente de sus propios defectos, amará a un hombre por todos los suyos. Más allá de amarte, ella derribará las puertas de la resistencia y alcanzará las estrellas contigo.

Hay algo sexy en una mujer segura de sí misma, y no tiene nada que ver con la apariencia.

Para ser sincero, no nos damos cuenta de cada uno de tus defectos. Ya sabes, esos con los que pasas horas en el espejo señalándotelos a ti misma.

Si nos sentimos atraídos por ti, debes saber que no estamos analizando cada centímetro de tu cuerpo para encontrar la perfección. Eso no existe, y no lo estamos buscando.

Saber que entiendes tu valor es innatamente atractivo. En esencia, estás buscando a alguien que pueda complementarte, no sólo ser un trofeo a tu lado.

Ella sabe lo que quiere y no está esperando a que se lo des.

Más allá de eso, está contenta consigo misma y con su cuerpo.

Aunque suene a locura, la confianza es algo que podemos sentir desde el punto de vista sexual. Es casi como una energía que nos atrae y hace que los momentos íntimos sea aún mejores.

6. Ambición

A los hombres les encanta ser cuidadores y «planificadores» de nuestras familias, pero también amamos a las mujeres que pueden planear esa vida con nosotros. No queremos tener que tomar cada decisión solos. Necesitamos una visionaria, una que pueda ver más allá de hoy.

Las mujeres decididas están más comprometidas, simplemente por el hecho de que tienen enfoque preciso.

No hay incertidumbres sobre su futuro porque ellas entienden lo que se necesita para llegar allí.

El fracaso no es una opción para ellas.

En última instancia, una mujer que está dispuesta a empujar hacia adelante para ser la mejor madre para sus hijos o tener una carrera exitosa es aquella que se esforzará por tener una relación exitosa.

Cuando las cosas se pongan difíciles, no será tan fácil dejarlo y marcharse. Sin embargo, si le falta ambición, lo más probable es que el resultado sea un poco diferente.

Las personas que aspiran a algo, en general, generalmente descubren cómo hacer que las cosas funcionen.

7. Humildad

Naturalmente, la gente humilde enfoca sus energías hacia afuera. Cuando se busca una compañera de vida, esto se vuelve muy atractivo para el hombre.

Las mujeres humildes destilan esta compasión por los demás, anteponiendo la felicidad de los demás a la suya propia. Pero lo hacen de tal manera que les traen paz y protección.

Saber que alguien tiene este deseo de ponernos en primer lugar inmediatamente muestra que su ego no se interpondrá en el camino de crear una sociedad fuerte.

Creo que entendemos toda la mentalidad de «juguemos duro para conseguirlo», pero dime si desperdiciar toda esa energía te sirve realmente bien. No lo hace.

Si decidimos decirte lo que sentimos por ti, o incluso lo hermosa que pensamos que eres, no nos mires como si tuviéramos 10 cabezas.

Se necesita una tremenda cantidad de coraje para hacer eso.

Sé humilde y ten la decencia de reconocerlo, aunque no necesariamente sientas lo mismo.

Hay una idea equivocada de que la apariencia, la popularidad o incluso el estatus social te encontrarán el amor verdadero, pero no lo hará.

Entonces, deja de intentarlo. Lo que importa es quién eres, eso es lo que un hombre de verdad quiere.

Sólo tú, con tus defectos y todo.

Fotografía: Amy Humphries

¿Te ha gustado?




Comparte en Whatsapp

Comparte en Pinterest

Comparte en Facebook

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!