¿Son las Redes Sociales buenas o malas para ti?

¿Son las Redes Sociales buenas o malas para ti?

Kristen tuvo una pelea con sus amigos, y ahora duele verlos en Facebook divirtiéndose sin ella. Ella sigue revisando para ver qué están haciendo, aunque sabe que eso la disgusta. Rick se sentía triste y solo, así que acudía a Instagram para pasar el tiempo; pero esto sólo lo hacía sentir más solo. Historias como estas son comunes. Sin embargo, a la gente también le encanta estar en las Redes Sociales. Así que, surge la pregunta natural: Si las redes sociales pueden ser malas y buenas para ti, ¿cómo deberías involucrarte con ellas?




Recientemente, un grupo de investigadores afiliados a la Universidad de Pensilvania recolectó datos de una semana sobre el uso de Facebook, Snapchat e Instagram por 143 estudiantes de pregrado (de 18 a 22 años). También encuestaron el estado de ánimo y la sensación de bienestar de los estudiantes. Luego, los sujetos fueron divididos en dos grupos, uno de los cuales no cambió su uso de las redes sociales y el otro grupo limitó su uso a 10 minutos por día por plataforma. Después de tres semanas, los investigadores encontraron que los sujetos que participaron en menos medios sociales experimentaron menos depresión y soledad. Esto fue especialmente cierto para las personas que son más propensas a experimentar depresión.

Este estudio apoya la literatura existente que dice que las redes sociales pueden hacer que la gente se sienta más sola debido a las formas aparentemente infinitas en que la gente prácticamente grita: «¡Mira qué grande es mi vida!» Esto puede hacer que las personas se sientan peor acerca de sus propias vidas, especialmente cuando ya estaban deprimidas consigo mismas.

Aunque el estudio puede no aplicarse a otros grupos de edad, todo el mundo puede beneficiarse de pensar en el uso que hacen de las redes sociales. Como muchas otras cosas en la vida, probablemente hagas lo mejor usándolas con moderación.

Asegúrate de pasar tiempo en persona con otros. Si bien puede sentirse bien conectarse con otras personas en las redes sociales, no debe ser un sustituto de estar con la familia y los amigos.

Presta atención a cualquier angustia que sientas después de estar en las redes sociales y ajústate en consecuencia. ¿Te sientes triste? ¿Solitario? ¿Enfadado? O, tal vez sientas una combinación de diferentes emociones. Si estás más molesto después de tu tiempo en Internet, piensa críticamente acerca de qué plataformas parecen desencadenarlo, qué emociones estás sintiendo y qué puede estar causando esas emociones. Basado en lo que observas, puedes decidir evitar ciertas plataformas, limitar el tiempo en los medios sociales o bloquear las conexiones con determinadas personas.




Aegúrate de que estar en las redes sociales te hace más feliz. Es posible que notes que disfrutas de los elogios cuando publicas un mensaje sobre cómo conseguir un ascenso, cómo alcanzar alguna meta o al compartir alguna otra buena noticia. Tal vez ciertos grupos son particularmente comprensivos cuando estás luchando contra algo. Cualquiera que sea la razón, asegúrate de mantener todo lo que funciona para construir una vida feliz, conectada y plena.

Independientemente de lo que los investigadores digan ahora o descubran en el futuro, sigue las mismas «reglas» de sentido común para participar en las redes sociales que para las relaciones en persona: Involúcrate más en relaciones que son una influencia positiva y limita las que te deprimen.

Artículo original por Leslie Becker-Phelps. Psicóloga.




Fotografía: Kev Costello

¿Te ha gustado?




Comparte en Whatsapp

Comparte en Pinterest

Comparte en Facebook

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!