5 Cosas que tu amigo con depresión NO quiere oír de ti

La depresión, como cualquier enfermedad mental, es difícil de entender desde el exterior. Tal vez por eso se confunde con demasiada frecuencia con tristeza. La depresión médica, sin embargo, es mucho más profunda. Como explicó Ned Vizzini: “No quería despertarme. Estaba mucho mejor durmiendo. Y eso es muy triste. Era casi como una pesadilla inversa, como cuando te despiertas de una pesadilla que estás tan aliviado. Despertar era una pesadilla.




La depresión es un tipo de oscuridad inusual.

A menudo no sabemos qué decir, así que tratamos de decir algo a partir de nuestras propias experiencias con la tristeza. Aunque nuestras intenciones pueden ser buenas, el impacto en nuestro ser querido deprimido rara vez ayuda.

Aquí hay cinco cosas que decimos a las personas deprimidas que son crueles, inútiles e incluso ignorantes:

1. La felicidad es una opción.

¿Cómo te sentirías si una persona nacida en una riqueza inmensa te dijera que la pobreza es una opción? Bueno, la primera afirmación es equivocada -y ofensiva- por las mismas razones que ésta. Sí, hay elecciones que podemos hacer para aumentar o disminuir nuestra felicidad. Sin embargo, también empezamos en lugares muy diferentes, debido a la genética y a los eventos incontrolables de la vida. Una persona que está luchando con un caso médico de depresión no puede pensar en su camino hacia la felicidad. Para ellos, el camino será mucho más largo y difícil. Pueden requerir terapia cognitivo-conductual o medicamentos. Comparar el viaje a la felicidad de una persona deprimida con el de una persona típica es profundamente injusto.

2. La vida es difícil para todos. Mira Juan, lo tiene mucho peor que tú, y está llevando las cosas muy bien.

La clara implicación aquí es que Juan debe estar trabajando más duro, preocupándose más, o simplemente está inherentemente mejor. Este pensamiento no es útil para una persona que probablemente ya lucha con su autoestima. Esto también parece ignorar el hecho de que la vida es mucho más complicada que lo que vemos en la superficie. Es imposible comparar la dificultad de dos vidas cuando faltan décadas de compleja información biológica y situacional.

3. Sal de la cama y pon una sonrisa en tu cara. Se fuerte para tu pareja/hijos/padres.

Esta afirmación es poco amable y despectiva. Esto implica que la salud mental de tu amigo no es tan importante como la comodidad de los que lo rodean. En el mejor de los casos, esto animará a una persona deprimida a reprimir sus sentimientos – una práctica de salud mental tan tóxica que puede causar daño físico. La empatía puede ser un motivador más lento que el miedo y la vergüenza, pero sus resultados son mucho más profundos. También duran más tiempo y se sienten más.




4. Esta depresión está en tu cabeza. ¿Ha tratado de pensar más positivamente?

El pensamiento positivo es una gran herramienta para mejorar la autoestima y la visión del mundo. Desafortunadamente, no es una cura para la depresión. La depresión es el resultado de un desequilibrio químico en el cerebro. Aunque herramientas como la atención, el autocuidado y la espiritualidad pueden ser beneficiosas para las personas con depresión -y para todos los demás-, no son de ninguna manera una cura para ella. Este pensamiento es peligroso porque culpa al paciente por una enfermedad que él mismo nunca elegiría.

5. Esto lleva pasando mucho tiempo. Es hora de que te liberes de ello.

¿Por qué tu amigo deprimido no pensó en “salir de esto”? Claramente, esta sería una gran solución – si funcionara. Desafortunadamente, nada de este pensamiento tiene sentido. La depresión es una enfermedad médica. No se puede “salir de ella” más de lo que se puede salir de la diabetes. Implicaría que podrías decir que la depresión es una decisión de estilo de vida. Podemos asegurarte de que, si lo fuera, sería mucho menos popular.

Entonces, ¿qué es lo que tu ser querido con depresión necesita oír de ti?

Es más simple de lo que crees. Sólo quieren saber que lo quieres y que estás cerca por si te necesita.

Como escribió Leo Buscaglia: “Con demasiada frecuencia subestimamos el poder del acercamiento, una sonrisa, una palabra amable, una atenta escucha, un cumplido honesto o el más mínimo acto de cariño, todos lo cual tiene el potencial para cambiar la vida“.

¿Le ha resultado útil este artículo? Por favor compártalo si es así…





¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!